1 nov. 2015

Una mesita de café en amarillo real



De la basura al amarillo real

Cuando un tesoro esta en la basura puedes tener la oportunidad de darle una segunda vida. Quizás sea por mi síndrome de diógenes  por lo que restauré esta vieja  mesita central a una mesita de café para mi salón.
La base no es otra cosa que un viejo espejo redondo con perfil de aluminio de Ikea... ¡ Que casualidad y que suerte que casara el diámetro!

El color que elegí es el amarillo real de Titanlak, un tono que contrasta con el suelo oscuro de casa.








9 comentarios:

  1. Ha quedado CHU-LI-SI-MA❤️ Me encanta!
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  2. Me encanta!!!! El color chulísimo y muy valiente!!!

    ResponderEliminar
  3. Me encanta!!!! El color chulísimo y muy valiente!!!

    ResponderEliminar
  4. Pues te ha quedado genial, no me puede gustar más, me encanta.
    latibesitos

    ResponderEliminar
  5. Dicen que "la basura de unos es el tesoro de otros" te quedó genial y el espejo con el aluminio le da un toque bastante moderno. 😉

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Hola Dave! Enhorabuena por tu trabajo! La mesa ha quedado genial. Soy seguidor tuyo desde hace poco tiempo y me encantan tus posts. Una duda: la pared del fondo en las fotos es piedra real? Siempre quise una pared así en mi casa... Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose! Primero de todo perdona que tardara en responder pero no vi tu comentario. Es una pared originaria de la vivienda pero actualmente puedes conseguir este efecto en tu casa con papeles pintados, "empanando una pared" y dándole un dibujo de ladrillo o con paneles que se ponen sobre la propia pared que simulan una pared de ladrillo.
      Un abrazo y bienvenido a mi blog, ¡Siempre que quieras esta es tu casa!

      Eliminar
  8. Wauuuu es una pasada Dave. Has hecho un gran trabajo.

    ResponderEliminar